22 octubre 2013

Mayor presión laboral dificulta el ascenso femenino a altos cargos

Aunque cada vez más mujeres llegan a ocupar puestos de mando y los antiguos modelos en América Latina están cambiando, el camino para que una fémina alcance un cargo directivo continúa siendo difícil.

Ramiro Muñoz, director general de Ram Consulting, indicó que para las mujeres no hay ventajas en el ámbito laboral real, es decir, cuando una dama alcanza un puesto jerárquico se le exige lo mismo que a un hombre y a veces aún más.

Muñoz señaló que las damas que ocupan cargos directivos tienen menos tiempo para el hogar y esto a la larga las puede llevar a elegir entre la familia y el trabajo. Además, está el tema de la competencia laboral entre mujeres, hay algunas féminas que no se sienten cómodas cuando una compañera asciende de puesto, lo que repercute en las relaciones laborales.

"En muchas organizaciones existe más presión laboral para las mujeres y más si estas van escalando posiciones dentro de la estructura jerárquica”, expresó el experto en recursos humanos Carlos Antelo, que explicó que esta es una de las principales razones que les dificulta a las féminas llegar a ocupar puestos directivos.

Antelo agregó que también hay cierto recelo para impulsar la carrera de las ejecutivas dentro de ciertas empresas, ya que aún persiste la idea de que estas no responderán adecuadamente al cargo, dadas las responsabilidades que tienen en sus hogares

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada