30 abril 2014

Gobierno alista tres decretos en favor de los trabajadores

El Ejecutivo prepara tres decretos y uno de ellos se refiere al incremento salarial para la gestión. La empresa privada expresó su conformidad con las disposiciones anunciadas por los dirigentes de la COB, aunque observó la ausencia de la patronal en la redacción de los documentos.


El primer decreto se refiere a la acumulación de las vacaciones y opcionalmente a una compensación económica de acuerdo a las necesidades del trabajador. El segundo, garantiza la estabilidad laboral de los obreros y de los dirigentes sujetos a fuero sindical. La tercera disposición incluye el aumento salarial del 10 y 20 por ciento a la masa salarial y al salario mínimo, dispuesto por el Gobierno la semana pasada. Se prevé que hoy se concluyan los detalles de los tres decretos, adelantó el secretario general de la Central Obrera Boliviana (COB), Ermo Pérez.

Al respecto, el presidente del Instituto Boliviano de Comercio Exterior (IBCE), José Luis Landívar, considera que los empresarios deberían participar en la redacción de los decretos; sin embargo, asegura que la patronal está dispuesta a cumplir con las leyes laborales que promulgue el Gobierno.

VACACIONES

Una vez que sea promulgado el paquete de decretos por el Gobierno, los trabajadores podrán acumular sus vacaciones anuales e incluso recibir una compensación económica si así lo quisieran. Actualmente, en la Ley General del Trabajo las vacaciones no pueden acumularse ni el empleador está en la obligación de pagarles con dinero si por alguna razón el mismo no pudo acceder al descanso anual.

Pérez señaló que este decreto es una conquista laboral ya que algunos trabajadores no pueden acceder a este beneficio debido a que algunas empresas tienen mucha producción lo que demanda más mano de obra, pero cuando quieren acceder al descanso los empresarios no siempre pueden otorgarles ese beneficio.

“Si no dan curso a sus vacaciones que estas sean canceladas en dinero”, aseveró Pérez. Sin embargo esta opinión no es compartida por Landívar quien señaló que las vacaciones no deben ser compensadas con dinero ni mucho menos deben ser acumulables porque todo trabajador necesita descansar por un tiempo para que después regrese a su fuente laboral con más energía y sea más productivo en su empresa. Si renunciara a su vacación, dice Landívar, el trabajador está expuesto a accidentes laborales y a bajas en su productividad.

“El trabajador tiene o debería tomar las vacaciones. El ingreso de dinero debe venir de otras fuentes como los bonos u otros incentivos. Todo cuerpo merece un descanso”, enfatizó Landívar.

SEGURIDAD

El segundo decreto va dirigido a brindar mayor seguridad y la inamovilidad laboral, en especial de los dirigentes sindicales. Esta misma norma podría incluir sanciones a los “malos empresarios” que no hagan cumplir las leyes laborales.

Pérez lamentó que actualmente varios dirigentes son procesados penalmente porque participan de movilizaciones, de huelgas y paros en defensa de los trabajadores. Paradójicamente su fuero sindical no es respetado por el empleador.

También existe el caso de que algunas mujeres son despedidas de su trabajo por el simple hecho de estar embarazadas o porque se encuentra en el período de lactancia, considerándola incompetente para desempeñar sus funciones.

En este contexto y con la nueva norma las empresas estarán en la obligación de reincorporar a su fuente laboral a aquellos trabajadores que fueron despedidos sin ninguna justificación valedera. Pero esta reincorporación será “obligatoria e inmediata” sin procesos burocráticos y en el menor tiempo posible.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada